Imprimir esta página
Martes, 2 de Octubre de 2018, a las 11:18 am

Santander, en estado de alerta por la temporada invernal

riesgoAnte el aumento de las lluvias por la temporada invernal que inició este mes de octubre, la Dirección de Gestión del Riesgo de Santander convocó a las autoridades municipales, organismos de socorro y comunidad en general a tomar las medidas necesarias para evitar calamidades por posibles inundaciones, derrumbes, tormentas, avalanchas y crecientes súbitas de ríos y quebradas.

El director de Gestión del Riesgo del Departamento, Ramón Ramírez, expresó que de acuerdo con el Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (IDEAM), la segunda temporada invernal de este año se puede extender hasta los primeros días de diciembre próximo.

“Luego vendrá una temporada seca muy fuerte, con alta probabilidad de presencia del 'Fenómeno del Niño', por lo que es necesario aprovechar las lluvias de esta temporada para almacenar agua, como es el caso del municipio de Lebrija, que está en racionamiento de este servicio”, indicó el Director de Gestión del Riesgo de Santander.

Superadas primeras afectaciones

El funcionario dijo además, que las fuertes lluvias comienzan a generar afectaciones en diferentes sectores del departamento, como en El Socorro, donde colapsó el alcantarillado la noche del lunes, pero sin consecuencias graves, y también hubo problemas en el municipio de Enciso (provincia de García Rovira), donde las aguas generaron nuevas afectaciones, por lo cual la Gobernación destinó maquinaria para superar esa dificultad.

Otros sectores donde también se registraron afectaciones por las lluvias de los últimos días fueron la vereda Cuesta Rica, del municipio de Rionegro; en San Vicente de Chucurí, donde próximamente se entregarán unas alertas tempranas de última tecnología, y en San Miguel, zona en la que se presentó la creciente súbita de una quebrada, que se pudo controlar con los trabajos de dragado que se realizan en la fuente hídrica.

“En Santander no ha dejado de llover este año, por lo que 50 municipios se encuentran en declaratoria de calamidad. Ante esta situación, la Gobernación trabaja activamente con los bancos de maquinaria, para evitar mayores inconvenientes”, expresó Ramón Ramírez.

Llamar al 123 para informar emergencias

El Director de Gestión del Riesgo de Santander hizo un llamado a la comunidad a que, a través de la línea telefónica 123 de la Policía Nacional, informe cualquier eventualidad que se presente en su sector para ser atendidos oportunamente por las autoridades correspondientes.

“Dentro del protocolo de Gestión del Riesgo pedimos a los alcaldes y a los organismos de socorro que los datos sobre cualquier emergencia sean soportados sobre los registros únicos de damnificados que exige la Unidad Nacional de Gestión del Riesgo, para así tener los respectivos beneficios y atenciones, y evitar que se difundan cifras de damnificados y afectados que no van con la realidad”, manifestó el funcionario

Como medida preventiva, el Director de Gestión del Riesgo de Santander solicitó a las comunidades “revisar techos, canales, tejas dañadas, alcantarillado, reparar averías de la infraestructura de las viviendas, retirar los escombros que pueden represar las aguas y pedir a la autoridad ambiental la poda de los árboles vecinos, para evitar accidentes por su caída generada por fuertes lluvias y vientos”.

Audio: Ramón Ramírez, director de Gestión del Riesgo de Santander

 

Modificado por última vez en Martes, 2 de Octubre de 2018, a las 11:25 pm